Seleccionar página

El portal El Tiempo informa que hacer uso de taxis para movilizarse hacia cualquier sitio es una de las alternativas para ciudadanos que quieren evitarse las molestias del transporte público y llegar más rápido a su destino, pero lo costoso y dolarizado que se puso este servicio ha llevado a más de uno a descartarlo.

En medio de la cuarentena por el COVID-19, la carrera mínima en la zona metropolitana oscila entre 2 y 3 dólares (entre 1 millón 300 mil bolívares y Bs 2 millones, respectivamente).

Este monto deben pagarlo quienes vayan desde el centro de Puerto La Cruz hasta, por ejemplo, cerca del  Cuerpo de Bomberos porteño. Todo depende de la cantidad de personas que viajen y si llevan bultos, manifestó el taxista Eliad Guzmán, quien señaló que, por los costos,  las “carreritas” han perdido demanda.

Si el cliente aspira a llegar a Barcelona, la cifra puede ascender a 20$, según el destino preciso del usuario.

Guzmán expresó que desde antes de la pandemia han sido muy pocas las personas que solicitan el servicio porque resulta un duro golpe al bolsillo.

Yeini Duarte, habitante de Barcelona,  es una de las anzoatiguenses que dejaron de usar taxis  para movilizarse, debido a lo caro que resulta.

“Yo era una de las que salía usando taxis, ida y vuelta, pero dejé ese hábito hace más de un año porque es prácticamente un lujo. Los taxistas se volvieron careros, no hablan si no es con dólares y si lo pasamos a bolívares es un ´realero´, recalcó Duarte. El Tiempo

https://www.caraotadigital.net/nacionales/mas-que-un-salario-minimo-hasta-las-llamadas-carreritas-de-taxis-dejaron-de-ser-accesibles