Rosie Carney – The Bends.

“They love me like I was a brother
they protect me, listen to me
they dug me my very own garden
Gave me sunshine, made me happy”

Nice Dream – Radiohead.

[embedded content]

No se acuerda dónde los escuchó la primera vez. “Solo sé que fui el último en llegar. Todo el mundo había ido y venido con Radiohead y yo recién lo descubría”. Y es lógico, Roberto es de Valencia. Cuando Creep era lo que más se escuchaba en la radio, andaba haciéndole retratos a sus compañeros del colegio. No tenía manera de enterarse. Afortunadamente Roberto decidió seguir haciendo sus fotos en la capital y Radiohead no dejó de hacer buena música. Mientras uno montaba un pequeña escuela de fotografía en Caracas los otros lanzaban The Bends, uno de los 500 mejores discos de la historia según la revista Rolling Stone.

Roberto se comunica con el mundo a través de la fotografía, pero, irónicamente, con sus hijos lo hace a través de la música, y los discos de Radiohead han sido el vínculo que más los une.

Todos en la familia sabían que Roberto llevaba más de veinte años esperando poder ver a Thom Yorke cantando en vivo. La oportunidad se les presentó el penúltimo día de la gira del año 2018. Liza , Mario Enrique e Ignacio lo montaron en la mini van familiar y juntos peregrinaron desde Florida hasta Filadelfia para que disfrutara las 25 canciones que Radiohead le tenía de regalo de cumpleaños.

El primer encuentro de Rosie Carney con Radiohead no gozó del romanticismo que rodeó al de Roberto. Fue en 2015, apenas tenía quince años. El viaje lo tocó hacerlo en autobús, junto con un grupo de amigas, desde Donegal – un pequeño pueblo en Irlanda del Norte- hasta Dublin. Después de mucho esperar a que abrieran las puertas del auditorio consiguieron ubicarse en primera fila. Cuando las luces se apagaron y la banda estaba lista para salir al escenario a Rosie le dio un ataque de pánico. Cuándo se levantó en un cuarto de primeros auxilios Radiohead ya había interpretado varias canciones. No pudo volver al frente del escenario, le tocó ver el resto del concierto desde bastante atrás. De paso tuvo que perderse las últimas canciones porque no podía perder el último autobús de regreso a Donegal.

[embedded content]

El año pasado Rosie Carney tenía planeado lanzar su segundo álbum. Como a muchos, por causas del virus, su vida le dio un vuelco. Sus problemas mentales -sufre de depresión- la bloquearon. En Mayo decidió volver por unas semanas a Donegal con sus padres. Las semanas se transformaron en siete meses grabando, en su antiguo cuarto, cada una de las canciones de The Bends.

The Bends, versión Carney, es el sonido de una banda de músicos, con poco más de veinte años, que sufrían de crisis existencial, reinterpretado por una cantante indie-folk en un momento de soledad y ansiedad, ¿El resultado?, un buen disco con versiones que poco tienen que ver con las originales, sobretodo las que hace de Fake Plastic Trees y Bullet Proof. Yo espero que Liza, Mario Enrique, Ignacio y Roberto lo escuchen. De repente les da por ir a celebrar el próximo cumpleaños de Roberto en Irlanda.

https://prodavinci.com/lo-nuevo-de-rosie-carney/