En las pasadas elecciones presidenciales de Colombia celebradas entre el 27 de mayo de 2018 (Primera vuelta) y el 17 de junio de 2018 (Segunda vuelta). Gustavo Petro sacó en la Primera vuelta 4.855.069 (25,08%) y en la Segunda vuelta 8.040.449 (41,77%). En esta oportunidad los estrategas de la campana del Pacto Histórico han despersonalizado la campana y han enfocado su estrategia en el programa político del candidato que apunta; 1) hacia la industrialización y modernización agraria como factor imprescindible para la economía campesina 2) Una reforma tributaría para la equidad, 3) El derecho a la salud y la educación hasta el nivel Universitario, 4) La reivindicación del salario para escapar a la trampa de la pobreza. Con este programa el Pacto Histórico supera las subjetividades individualista y consumidoras que han sido engendradas por el proyecto global neoliberal, y centra su propuesta política en la estructura social, política y económica de Colombia.

Esta estrategia del Pacto Histórico tiene hoy a Gustavo Petro encabezando todas las encuestas de intención de voto para las elecciones del 29 de Mayo, lo cual pudiera hacer posible que Petro ganara en la primera vuelta.  Esta posibilidad electoral de Petro, tiene a la ancestral oligarquía colombiana muy preocupada por cuanto Petro para esta oligarquía, representa un enemigo al que hay que neutralizar a como de lugar. En este contexto no es casual lo que le dijera el Comandante del Ejercito Nacional de Colombia General Eduardo Zapateiro Altamiranda a Petro, cuando este ultimo, se refirió al caso ocurrido en  el río Putumayo el 28 de Marzo de 2022 donde en un operativo en la vereda Alto Remanso lugar localizado entre la frontera de Colombia y Ecuador y donde murieran 11 civiles a los que según el ejercito supuestamente, se les incauto un copioso arsenal de guerra.

La inteligencia militar declaro sobre este caso que a los “abatidos” se les consideraba un objetivo legítimo pues trabajaban como  “narcococaleros” al servicio de las disidencias de las FARC. Petro califico el hecho como un crimen de guerra y sobre el caso manifestó lo siguiente: “En mi gobierno el honor será el eje de la fuerza pública y se acaban definitivamente los falsos positivos. Las armas defenderán libertades y derechos”(…) “Esos humildes  soldados mueren en los enfrentamientos contra el clan del Golfo mientras algunos de sus mandos están en nómina de los carteles de la droga. Luego son ascendidos gracias a la influencia de los politiqueros y narcotraficantes”. Mientras que Human Rights Watch, como organismos de control en Colombia exigió al Ejército esclarecer quiénes eran las víctimas y cómo se desarrolló la operación.

Ante esta declaración dada por Petro el Comandante del Ejercito de Colombia General Eduardo Zapateiro dijo lo siguiente: “no he visto en televisión a ningún general recibiendo dinero mal habido” (…) “Los colombianos lo han visto a usted recibir dinero en bolsas de basura”. El vídeo al que se refirió el General Zapateiro realmente existió y el mismo fue investigado, pero la Corte Suprema de Justicia archivó el caso porque había prescrito. De todas maneras, la Corte aseguró que el origen del dinero era lícito y no provenía del narcotráfico , como dijeron en su oportunidad los enemigos políticos de Petro.

Paralelo a lo anterior, el comando de campana de Petro ha denunciado las injerencias en la campaña electoral del presidente Iván Duque, quien derrotó a Petro electoralmente hace cuatro años. Durante la primera semana de marzo, faltando apenas una semana para las elecciones al Senado, el Presidente Duque lanzó varios mensajes velados contra Petro, mientras el máximo adversario de Petro en esta oportunidad Federico Gutiérrez, mantuvo una postura ambivalente al tiempo que ha recibido todo el apoyo de la oligarquía colombiana.

El senador del Polo y electo por el Pacto Histórico, Iván Cepeda, advirtió que “a pesar de que Zapateiro agreda e intervenga en política, no podrá borrar el hecho de que se ha comprobado que generales han estado en la nómina del Clan del Golfo. ¿O acaso no ocurrió así con el general e integrante del Centro Democrático, Leonardo Barrero, alias ‘El Padrino’

Pero no son estas las únicas razones por las cuales Gustavo Petro ganara las elecciones de este 29 de Marzo de 2022, pues en Colombia, los capitales de la oligarquía, la violencia de la guerrilla y la coerción derivada de la droga han definido  durante décadas la forma de gobierno de una parte de la sociedad colombiana. Por ello no es causal el poder político del narcotráfico en Colombia. En el 2016 se firmo un acuerdo de paz que lamentablemente hasta hoy no se ha cumplido por cuanto las élites políticas, empresariales, el narcotráfico y sectores militares legales e ilegales se han encargado de obstaculizarlo abierta y deliberadamente.  

En los cuatro años de su gobierno, Iván Duque se encargo de acentuar y profundizar una política neoliberal agresiva, de confrontación y de negación de la creciente crisis económica y social de Colombia, la cual se evidencia por el aumento de la pobreza y la marginalidad. En el 2019, previo a la pandemia, el nivel de desigualdad de Colombia medido por el coeficiente de Gini (0,53), fue el más alto de los países de la OCDE, y además, se ubico también como el segundo más alto en la región, solo superado por Brasil. De acuerdo con el Banco Mundial, a Colombia le tomaría al menos tres décadas y media en alcanzar el nivel promedio de desigualdad de los países de la OCDE.

El principal reto que según el Banco Mundial podría tener Colombia esta asociado a la movilidad social entre generaciones y es que de acuerdo con el documento del Banco Mundial, “Colombia tiene una de las tasas de persistencia de desigualdad más altas entre una generación y la siguiente”, lo que quiere decir que las condiciones de vida de los padres y cómo estas pasa de una generación a otra impactan en los niveles de desigualdad de sus hijos. Además de la desigualdad en materia de ingresos y educación, hay otras esferas sociales que inciden en la desigualdad y afectan a grupos específicos. Las tasas de pobreza son significativamente más altas en los hogares rurales, de migrantes, indígenas y afrodescendientes. Es asi como un colombiano nacido en Chocó tiene cinco veces más veces más probabilidades de nacer en la pobreza que uno nacido en Bogotá.   

Un colombiano nacido en Chocó (que es uno de los espacios naturales más ricos del mundo y esta ubicado en el Valle del Cauca,  de Nariño y en menor proporción en Antioquia), tiene cinco veces más probabilidades de nacer en la pobreza que uno nacido en Bogotá. De manera similar, un colombiano indígena alcanza en promedio dos años menos de escolaridad que uno no indígena. (Colombia el segundo país más desigual en América Latina. Portafolio.com. 27 de Octubre de 2021).

A todo lo anterior tendríamos finalmente que agregar que Colombia ha cabalgado durante mucho tiempo sobre la violencia armada, el terror y la criminalidad política. En los últimos cuatro años Duque ha representado la continuidad del uribismo, que completará 20 años en el poder lo cual se ha traducido en la profundización de la rabia creciente de una sociedad que ha transitado durante muchos años por la rabia y la impotencia de no haber podido lograr los cambios reales y de fondo exigidos durante muchas décadas por los colombianos y las colombianas.

Desde el 2019 los colombianos y las colombianas entendieron en las manifestaciones de calle que tenían que luchar y construir sus propios frentes de lucha. La calle les enseno a forjar las solidaridades a través de las diferencias y los matices de la lucha, pues en la calle encontraron nuevas formas de cuidarse mutuamente.

En el asfalto y el concreto de las calles de Colombia la población aprendo el lenguaje de la identidad de la política, aprendió que separados de la realidad material del abordaje de la lucha social del colectivo, perdía la identidad política de la solidaridad dificultándoles el combate y la organización contra la opresión de clase.  Son estas las razones entre otras, lo que harán posible el triunfo de Gustavo Petro el Domingo 29 de Mayo de 2022.

https://www.analitica.com/opinion/las-razones-que-haran-posible-el-triunfo-de-gustavo-petro-en-las-elecciones-de-colombia-el-29-de-mayo-de-2022/